La Quinoa – año internacional dedicado al super alimento

Cabe recordar que la conquista de América significó no sólo una dominación política y social para las civilizaciones indígenas, sino también un avasallamiento alimentario. Cuando llegaron los españoles, decidieron exterminar estos cultivos por sus implicancias religiosas y el significado de autosuficiencia que tenían para los nativos. Las plantaciones fueron quemadas y su consumo fue prohibido, penándose hasta con la muerte su cultivo y dándole el rotulo despectivo de “alimentos para salvajes” Cinco siglos después, la FAO(Naciones Unidas) declaró que “la quínoa posee el balance de proteínas y nutrientes más cercano al ideal de alimento para el ser humano”. La quinua es un alimento casi desconocido para gran parte del mundo aunque se cultiva desde hace más de 7.000 años en el altiplano andino. Sus virtudes son enormes pues se adapta a las condiciones climáticas más diversas, es resistente, fácil de cultivar y con un bajo coste de producción. Por si todo esto fuera poco, tiene bajo impacto ambiental, contribuye a la biodiversidad (hay más de 3.100 variedades) y protege los ecosistemas, según documentos publicados por la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). En el año 2010 el Estado Plurinacional de Bolivia, en la 37 ava Conferencia de la  FAO  presentó un informe técnico: (1*)-La quinua, cultivo milenario para contribuir a la seguridad alimentaria mundial elaborado por (2*)PROINPA, para proponer la declaración del “ Año internacional de la Quinua”, donde se encuentra  una recopilación actualizada y detallada sobre las bondades nutritivas, la versatilidad agronómica y la expansión del cultivo a otros continentes  La resolución que adoptó la celebración fue impulsada por Bolivia (principal productor mundial de quinua)  y copatrocinada por Brasil, Australia, Argentina, Ecuador, México, Perú, República Bolivariana de Venezu
Entre los Objetivos  del año Internacional de la Quínoa destacamos: a) Promover una mayor cooperación internacional y alianzas entre los actores públicos, privados y no gubernamentales involucrados en la producción, promoción y uso sostenible de la quinua a nivel mundial.ela y Cuba, entre otras naciones. La celebración contempla investigaciones científicas, ferias internacionales, cursos, congresos técnico-científicos sobre las cualidades y beneficios de este cultivo, abarcando los aspectos sociales, económicos, culturales y medioambientales de este recurso estratégico para la población mundial. Entre las múltiples actividades se estipula crear una red entre productores, consumidores, investigadores, comunidades indígenas y otros socios que participan en la diversificación del uso del producto.

b) Aumentar la conciencia sobre la necesidad de  las prácticas de cultivo más sostenibles en la quinua y recomendar políticas favorables para promover su conservación y uso sostenible en todo el mundo.

c) Aumentar la conciencia pública de las propiedades y valor agregado de la quinua. d) Mejorar el estado nutricional y aumentar la autosuficiencia de las poblaciones locales. e) Reconocer la valiosa contribución de los pueblos indígenas como custodios de la quinua para las generaciones presentes y futura.

f) Generar nuevos conocimientos y promover  su intercambio.

g) Diversificar el uso de la quinua a través de nuevas y variadas formas de consumo. Esto implicaría una mayor investigación por los institutos de investigación agrícola, los institutos de nutrición y gastronomía y las cadenas de alimentos correspondientes.

Graziano da Silva, Director General de la FAO y Nadine Heredia de Humala, Primera Dama del Perú

Graziano da Silva y Evo Morales, Presidente de Bolivia

 

El lanzamiento del Año Internacional dela Quinua por  Naciones Unidas está previsto para el 20 de Febrero, evento  que seguramente contará con la presencia del Presidente de Bolivia  Evo Morales y la Primera Dama   de Perú, Nadine Heredia de Humala, quienes ostentan el título de embajadores especiales de Programa Mundial de Alimentos.

Del extenso informe técnico elaborado por PROINPA destacamos : “La quinua es un grano que posee características intrínsecas sobresalientes, tales como:

  • su amplia  variabilidad genética, cuyo  pool genético es extraordinariamente estratégico para desarrollar variedades superiores (precocidad, color y tamaño de grano, resistencia a factores bióticos y abióticos,  rendimiento de grano y subproductos);
  • la quinua tiene una extraordinaria adaptabilidad a diferentes pisos agroecológicos .
  • Su capacidad de adaptabilidad a condiciones adversas de clima y suelo, dado que pueden obtenerse cosechas desde el nivel del mar hasta los 4000 metros de altitud (altiplano, salares, puna, valles interandinos, nivel del mar) donde otros  cultivos no pueden desarrollarse;  Se adapta a diferentes climas desde el desértico hasta climas calurosos y secos, el cultivo puede crecer con humedades relativas desde 40% hasta 88% de humedad.
  • Es una planta eficiente al uso  de agua, es tolerante y resistente a la falta de humedad del suelo, obteniéndose producciones aceptables con precipitaciones de100  a 200 mm.
  • En cuanto a la tolerancia al frío se encontraron plantas de quinua que toleran hasta –5°C cuando se encuentran en la etapa de formación de grano . La temperatura adecuada para el cultivo es de 15 a 20°C, pero puede soportar temperaturas desde-4°C hasta 38° C. Existen reportes que indican que la quinua sobrevive a     -7,8°C en etapas iniciales en condiciones de Montecillo, México, que se encuentra a 2245 metros sobre el nivel del mar; asimismo tolera suelos de diferente textura y pH, e incluso creciendo en suelos muy ácidos y fuertemente alcalinos.
  • La gran adaptación a las variaciones climáticas  y su eficiente uso de  agua  convierten  a la quinua en una  excelente alternativa de cultivo  frente  al cambio climático que está alterando el calendario agrícola y provocado temperaturas cada vez más extremas.  El Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal de Bolivia (INIAF) ha clasificado a la quinua entre las 21 semillas más resistentes al cambio climático junto con el haba, maíz, amaranto, cebolla y otras”.

La quinua también se distingue de otros sembrados por su fuerte vinculación con los pueblos indígenas que la cultivan desde hace miles de años y realizan una “valiosa contribución” como “guardianes” de este grano para las generaciones presentes y futuras, según la  FAO. La quinua, cuyo cultivo puede extenderse a otras zonas del planeta gracias a su versatilidad, ofrece a las comunidades de bajos recursos que viven “en ambientes extremos, opciones para mejorar sus medios de vida, generar ingresos, lograr la seguridad alimentaria y gozar de una mejor salud y nutrición”, considera la FAO.

 

Propiedades terapéuticas y nutricionales

De la recopilación que hicimos de diversas fuentes  nos interesa destacar este alimento como un recurso para la autogestión de la salud.  Ya desde la época precolombina la quínoa se utilizaban en forma terapéutica además de como alimento. Afirman que su  ingesta habitual puede prevenir la osteoporosis,  el cáncer y las enfermedades coronarias, estimular las funciones del hígado y contribuir a mantenerlo sano, remineralizar y reconstituir el organismo, mejorar el ánimo, favorecer el crecimiento de los niños,  activar los órganos de detoxificación del cuerpo, reducir los niveles de colesterol en sangre, ayudar al desarrollo de las células cerebrales, potenciar el sistema inmune, favorecer el peristaltismo intestinal y desarrollar la flora bacteriana benéfica además de ser antiinflamatoria, antioxidante, analgésica, cicatrizante y anticatarral, entre otras propiedades. La quinua, es el único alimento vegetal que posee todos los aminoácidos esenciales donde se destaca  la lisina, aminoácido que mejora la función inmunitaria al colaborar en la formación de anticuerpos, favorece la función gástrica, colabora en la reparación celular, participa en el metabolismo de los ácidos grasos, ayuda al transporte y absorción del calcio e, incluso, parece retardar o impedir -junto con la vitamina C- las metástasis cancerosas. También juega un papel importante en el desarrollo del cerebro y en el crecimiento y se asocia a la inteligencia y a la memoria, así como la metionina, de extraordinaria importancia para el metabolismo de la insulina particularmente arginina e histidina, que son muy apropiados para la alimentación infantil. En cuanto a la isoleucina, la leucina y la valina participan, juntos, en la producción de energía muscular, mejoran los trastornos neuromusculares, previenen el daño hepático y permiten mantener en equilibrio los niveles de azúcar en sangre, entre otras funciones. Por lo que respecta a la metionina se sabe que el hígado la utiliza para producir s-adenosi-metionina, una sustancia especialmente eficaz para tratar enfermedades hepáticas, depresión, osteoartritis, trastornos cerebrales, fibromialgia y fatiga crónica, entre otras dolencias. Además actúa como potente agente detoxificador que disminuye de forma considerable los niveles de metales pesados en el organismo y ejerce una importante protección frente a los radicales libres. La quinoa también contiene cantidades interesantes de fenilalanina -un estimulante cerebral y elemento principal de los neurotransmisores que promueven el estado de alerta y el alivio del dolor y de la depresión, entre otras funciones-, de treonina –que interviene en las labores de desintoxicación del hígado, participa en la formación de colágeno y elastina, y facilita la absorción de otros nutrientes- y triptófano -precursor inmediato del neurotransmisor serotonina por lo que se utiliza con éxito en casos de depresión, estrés, ansiedad, insomnio y conducta compulsiva). Sus ácidos grasos(oscila sólo entre el 4 y el 9%) contiene básicamente  ácido linoleico (omega 6), ácido graso poliinsaturado de amplios efectos biológicos positivos para la salud. Es rica en minerales (fósforo, potasio, magnesio y calcio), vitaminas(vitamina E y de varias vitaminas del grupo B).y no contiene gluten. Por lo que respecta a la fibra supone el 6% del peso total del grano y es la que hace que la ingesta de quínoa  favorezca el tránsito intestinal, regule los niveles de colesterol, estimule el desarrollo de flora bacteriana beneficiosa y ayude a prevenir el cáncer  de colon.

También cabe destacar que la quinoa contiene daidzeína y cenisteína, dos fitoestrógenos que ayudan a prevenir la osteoporosis y muchas de las alteraciones orgánicas y funcionales ocasionadas por la falta de estrógenos durante la menopausia además de favorecer la adecuada actividad metabólica del organismo y la correcta circulación de la sangre. El equipo de investigadores del King’s College Londres ha descubierto que la quinua ayuda a que los celíacos puedan regenerar la tolerancia al gluten. Comprobaron que si un celíaco lleva una dieta sin gluten  http://www.celiacos.com/category/productos-sin-gluten/ pero rica en quinua, pueden recuperar la función del intestino en mucho menos tiempo.

Quinoa transgénica

Las plantas alimenticias también constituyen una fuente de patentes y biopiratería, una versión más refinada de la colonización mediante patentes y derechos de propiedad intelectual. Se trata de hurtar los recursos genéticos de plantas (también  animales y microorganismos) , además de los conocimientos tradicionales preservados durante siglos.

En este caso nuestra alerta va dirigida a lo sucedido con la quinoa en Chile,  cuando el Senado aprobó el 11 de mayo de 2011 el Convenio Upov 91 (Unión Internacional para la Protección Vegetal)-(3*)- que impedirá a los campesinos guardar la semilla y extenderá el tiempo de vigencia de los derechos y garantías de las transnacionales que vendan semillas híbridas y transgénicas.

Según comenta Cristian Reyes Herrera, Director de El Diario de Antofagasta, ex-editor del Periódico La Alternativa, ésta vía libre a la llegada de los transgénicos generó un escándalo, luego de conocerse que además de la norteamericana Monsanto, las patentes de los cultivos chilenos están también en manos de personajes ligados al gobierno  y donde familia dela Vocera de Gobierno, Ena Von Baer,  portavoz de La Moneda, hará tremendo negocio con la Privatización de las semillas. Criticó negativamente este acuerdo, entre otros aspectos, por no respetar los derechos de las comunidades locales ni garantizarle beneficios.

Erick y Ena Von Baer

Concretamente Erik Von Baer, padre de la vocera del gobierno de la Derecha, es el dueño legal de la semilla de la Quinua . En la página web de su empresa, Semillas Baer, entre la lista de semillas registradas, está la variedad de quinua modificada Chenopodium quinoa W. o “Quinoa Regalona Baer”.

Consultada por la prensa, Ena von Baer señaló que “entrar en temas tan pequeños no vale la pena. Esto se conoció  cuando el representante de Chile sin Transgénicos, Cristián Sauvageot, denunció en el programa El Semáforo de Radio Universidad de Chile, que de las más de 700 semillas inscritas, la Quínoa ahora es propiedad de Erick Von Baer, padre de la ministra Secretaria General de Gobierno, hasta el año 2016. Además, “Semillas Baer” tiene casi una veintena de variedades registradas, entre las que se cuentan tipos de avena, cebada y una gran variedad en trigo.

Para los que no saben, hoy en día además de los alimentos chatarra, de todos los cereales inundados de azúcar y sodio que ofrecen para “enriquecer” el desayuno de nuestros hijos y de la enorme gama de lácteos que ponen en peligro la salud, existe otra clase de alimentos angustiosamente dañinos que son los llamados “transgénicos”. Al consumir estos alimentos ponemos en riesgo nuestra salud y la de nuestros seres queridos, puesto que los procesos a los que son sometidos para llegar a convertirse en el alimento que la industria requiere, lo desvirtúa por completo, pues se han elaborado usando un producto auxiliar para el procesamiento, por ejemplo, enzimas, creado gracias a la ingeniería genética. Este tipo de sustancias suelen denominarse alimentos recombinantes. Para incorporar genes foráneos comestibles en la planta o en el animal, es preciso introducir vectores o «parásitos genéticos», como plásmidos y virus, a menudo inductores de tumores y otras enfermedades, como sarcomas y leucemias. Estos vectores llevan genes marcadores que determinan la resistencia a antibióticos como la kanamicina o la ampicilina, que se pueden incorporar a las poblaciones bacterianas (de nuestros intestinos, del agua o del suelo). La aparición de más cepas bacterianas patógenas resistentes a antibióticos constituye un peligro para la salud pública.

El desarrollo y comercialización de ésta nueva tecnología está centrada en un puñado de grandes multinacionales, que controlan el 85% del comercio mundial de los cereales y 10 empresas agroquímicas del mundo, que controlan el 91% de su mercado y se denominan Compañías de la Vida; las siete gigantes son: 1. Syngenta (Novartis y AstraZeneca), 2. Monsanto/Pharmacia, 3. Aventis (adquirida por Bayer en el otoño del 2001, 4. DuPont, 5. Dow, 6. Bayer y 7. BASF (1, 2 y 3) cuyos estudios científicos particulares defienden sus intereses, tratando de demostrar que los alimentos transgénicos  además de excelentes y mitigaran el hambre en los países pobres.

En la agricultura han ocurrido tres grandes cambios, a menudo llamadas revoluciones:la Mecánica, que nos vendió tractores y otros tipos de maquinarias agrícolas;la Verde, que nos vendió las “semillas milagrosas”, los biopesticidas y los fertilizantes sintéticos y la tercera,la Transgénica, que ahora nos vende organismos genéticamente modificados (OGMs). En la Revolución Verdelas grandes corporaciones biotecnológicas declararon que ésta ayudaría a alimentar a la humanidad. La Revolución Transgénica argumenta lo mismo. Sin embargo, ninguna de estas Revoluciones ha servido para eliminar el hambre del Tercer Mundo, los países pobres lo siguen siendo, quizás más pobres, al menos en biodiversidad.

Ante esto los ciudadanos estamos desprotegidos porqueno existe en el mundo una política común en cuanto a este tipo de alimentos. Cada nación o bloque tiene posturas distintas al respecto, lo que se refleja en sus normativas. Lo concreto es que encontramos en los supermercados estos alimentos y los estamos consumiendo sin tener información, ni conocimiento de los verdaderos efectos que producen sobre la salud del ser humano y el medio ambiente que pueden ser irreversibles. Este hecho obliga como parte de responsabilidad de el estado tomar una posición de excesivo cuidado; hay que legislar no solo lo conocido, sino también sobre los potenciales riesgos. El principio precautorio ante la falta de conocimientos secundarios, sino también la de potenciales riesgos a largo plazo, se tienen que contemplar antes de dar un voto aprobatorio a cualquier manejo transgénico.  Más  vale pecar de demasiada prudencia que de irresponsable ligereza. Ante el desafío de elevar la producción de alimentos de calidad para alimentar a la población del planeta en un contexto de cambio climático, la quinua, según  un informe dela FAO, aparece como una alternativa para aquellos países que sufren de inseguridad alimentaria. En este caso apostamos por un cultivo que gracias a las prácticas ancestrales los pueblos originarios han protegido y preservado a la quínoa en su  estado natural como recurso nutricional para estos tiempos y para las generaciones futuras. Por lo menos 130,000 pequeños productores de quinua de América del Sur se beneficiarán de mayores ventas, mejores precios para sus cosechas y el retorno a las prácticas ancestrales de una manera sostenible. Los principales productores de quinua son Bolivia, Ecuador y Perú, aunque también se cultiva en Ecuador Chile, Argentina, Brasil y otras naciones latinoamericanas además de Estados Unidos, Canadá,  y existen estudios para su introducción en Europa, Asia, África, Australia.

Para finalizar solo deseamos que la mayoría de los Objetivos del Año Internacional dela Quínoa se vean reflejados en acciones concretas  con la participación de los gobiernos y  la sociedad civil.

Adela Alvarez- Humberto Nadal

Ecosalud                       Enero 2013

Fuentes

(1*) Informe técnico elaborado por PROINPA “La quinua, cultivo milenario para contribuir a la seguridad alimentaria mundial

http://www.fao.org/alc/file/media/pubs/2011/cultivo_quinua_es.pdf

El convenio de la UPOV  http://www.upov.int/es/publications/conventions/1991/act1991.htm

Patente de la quinoa en Chile http://www.surysur.net/2012/10/semillas-libres/

En www.rebelion.org —que cita como fuente a www.cluch.cl, portal de cultura libre.

http://www.diarioantofagasta.cl/el-pais/1589

Alimentos transgénicos: sepa qué consume: http://www.bolpress.com/art.php?Cod=2008112705

Año Internacional de la Quinoa: http://aiq2013.org

Referencias:

-(2*)-PROINPA es una fundación privada que genera, promociona y difunde innovaciones tecnológicas para mejorar la seguridad alimentaria de las familias pobres de Bolivia y para mejorar la competitividad de las cadenas productivas de cultivos andinos como la papa, quinua, locoto, oca, haba, ají, papalisa, isaño y otros

Para identificar las demandas PROINPA emplea una serie de metodologías participativas, que permiten discernir entre aquellas demandas que deben ser atendidas de manera inmediata y aquellas que requieren procesos de generación de tecnología.

-(3*)-La UPOV, organización que propone estos convenios, tiene su sede en Ginebra, Suiza, y fue fundada por los transnacionales del negocio de la semilla, principalmente el gigante Monsanto (que controla el 90% del comercio de la semilla transgénica), y empresas como Bayer y Syngenta. Las normas del convenio UPOV se actualizaron el año 91 (por ello se le llama UPOV 91) para que las empresas que venden semillas transgénicas o híbridas puedan perseguir judicialmente en forma directa a quienes reproduzcan libremente esas semillas luego de las cosechas (la llamada piratería) asegurando las ganancias de las semilleras y la dependencia campesina de estos proveedores. La versión 1991 del convenio prohíbe además la práctica del intercambio de semillas.

 

 

Lic. Adela Álvarez

Miembro de la Comisión Cambio Climático del Consejo Consultivo de la Sociedad Civil – Cancillería Argentina

Deja tu comentario